BUSCANDO...

TodoSlots
ENTRAR

SLOTS

Máquinas tragaperras de bar, ¿puedo jugar desde casa?

Las tragaperras de bar han sido siempre un elemento fijo de los locales en España, especialmente a partir de los 90. Se trata de una forma de ocio y una oportunidad de ganar dinero que creció muchísimo en los años 70. Desde entonces, estas máquinas se fueron sofisticando. Aumentó el número de títulos disponibles, los colores, la calidad de la imagen, etc. Estos cambios hicieron que cada vez más personas de diferente condición se acercaran a ellas a echar unas partidas. Hoy en día, muchos de estos juegos han dado el salto al entorno digital y ya se pueden jugar online. Sin duda, las máquinas de tragaperras fueron el punto de partida que ha permitido que hoy en día existan tantas opciones de juego, desde casinos grandes hasta pequeñas salas. Además, el espacio virtual garantiza incluso el acceso a juegos de otros países y la posibilidad de probarlos en primicia antes de que lleguen a las máquinas de bar. En este artículo, te hablaremos de las clásicas máquinas físicas y de cómo han evolucionado hasta llegar a dispositivos como el ordenador o el móvil.

Las tragaperras de bar están omnipresentes en cualquier local

Sin duda, en España, las tragaperras son un elemento más. Son tan típicas como la barra del bar o la televisión con partidos de fútbol. Originalmente, estas máquinas estaban relacionadas con las tascas tradicionales, los típicos lugares castizos que presumen de no perder su esencia. Sin embargo, con la modernidad, las tragaperras acabaron llegando a pubs y locales con otros ambientes, donde las máquinas de juego también tuvieron éxito. Esta ampliación del negocio hizo que cada vez fueran más necesarios nuevos títulos que atrajese a los jugadores.

En los 80, por ejemplo, se producía el boom de los videojuegos. Los típicos minijuegos arcade estaban por todas partes. Las salas con máquinas de recreativos eran lugares de encuentro para personas de todas las edades. Los diseñadores de juegos de slot decidieron incorporar algunos de los elementos arcade para hacer sus títulos más atractivos. Por eso, empezamos a ver juegos de monedas ambientados en el espacio, entornos futuristas, estilos pixelados y otras reminiscencias de los videojuegos. Digamos que se fue abandonando progresivamente la idea de las cerezas, campanas y números para innovar con otras simbologías.

Las máquinas tragaperras han sido siempre un reflejo de su tiempo. Cuando estaban de moda las películas de mafiosos o del Oeste, los diseñadores de slots incluyeron elementos de esos mundos. No era extraño ver rótulos con la cara de Al Capone o de John Wayne.

Un mecanismo sencillo que proporciona mucha diversión

Una máquina tragaperra utiliza un mecanismo sencillo, en el que diferentes ruedas giran y alinean unos símbolos. Cuando tres símbolos coinciden de forma horizontal, el jugador gana el premio. Esta es la premisa de la partida, que se ha ido complicando con el tiempo para generar un mayor dinamismo e interés. Las primeras máquinas requerían de una persona que tirara de una palanca. en cada turno. Así, se accionaba el giro.

Los símbolos que se utilizaban eran muy sencillos y, a menudo, se copiaban del mundo de las cartas (ejemplos eran los ases, los comodines o los corazones). Con el tiempo, los símbolos fueron cambiando; los tréboles, las campanas y las cerezas empezaron a ser predominantes. No obstante, hemos mencionado que la iconografía siempre obedece a las tendencias del momento, por lo que ha ido modificándose. Ahora, es posible ver símbolos de vikingos o de fantasmas, por ejemplo, según las series y películas que más éxito tengan. Así es cómo se ha ido adaptando una costumbre muy tradicional en España a los nuevos públicos.

Los españoles se fueron habituando a las dinámicas de juego y empezaron a disfrutarlas tanto en solitario como en grupo. La búsqueda de la tirada de la suerte hizo que los juegos de tragaperras se popularizaran. Además, los innovadores del sector consiguieron que estas máquinas del azar fueran algo más que una serie de ruedas girando y coincidiendo periódicamente. Muchas máquinas empezaron a incorporar elementos típicos de minijuegos y ruletas que actualmente son muy comunes en internet. En este punto, coinciden las máquinas del mundo presencial y del virtual. Las tragaperras online ofrecen un sinfín de complementos y juegos extra para hacer más rica la experiencia.

¿Juega la gente a las tragaperras desde casa?

La realidad es que España es un país donde el juego desde casa está muy normalizado; las tragaperras no son la excepción. Los juegos online funcionan con un sistema aleatorio que imita las condiciones de azar de un slot en una pantalla. Las novedades y los cambios a nivel gráfico han favorecido que cada vez haya más jugadores casuales. Además, las tragaperras en internet tienen una ventaja respecto a las presenciales. Las máquinas que se instalan en bares requieren una remodelación completa cuando se actualizan. En otras palabras, hay que reponer y cambiar las máquinas. Las virtuales no presentan este inconveniente.

Todo es mucho más sencillo cuando hablamos de los juegos digitales, ya que, simplemente, hay que actualizar la web. De hecho, en muchos casos, se utiliza la base de pasatiempos anteriores para desarrollar más rápido títulos con otras temáticas. Los jugadores asiduos de las páginas de tragaperras saben cuándo sus desarrolladores favoritos sacan novedades que pueden interesarles.

Algo similar ocurre en las máquinas presenciales, que cada vez más incorporan un tipo de software que permite jugar a varios juegos en la misma máquina. También estas máquinas se pueden actualizar de una forma más sencilla sin necesidad de sustituir todo el dispositivo de slot.

Slots como River Queen de Novomatic fueron lanzados online, pero también en una versión presencial. La nueva Novo Line Power Cash de Novomatic incluye 4 formatos nuevos. Esta marca supone toda una revolución en los lanzamientos digitales y en máquinas de bares.

Disfrutar de tus juegos favoritos es ahora posible en el formato que mejor te venga, tanto en el bar o pub como desde casa con toda la tranquilidad. Marcas como Novomatic te lo ponen fácil y se adaptan a los gustos de los jugadores.